Damasco

PROPIEDADES

Resultado de imagen para damasco frutaEl damasco, también conocido como albaricoque, es una fruta originaria de Asia, de forma redonda, de color naranja, de sabor dulce y aterciopelada. Es un fruto similar al durazno pero que se destaca por sí mismo por sus numerosos beneficios para la salud. Poseen altos contenidos de de minerales, lo que los vuelve beneficiosos para cuadros de anemia, tuberculosis, asma, bronquitis y toxemia. Son ricos en vitamina A, por lo que son buenos en la eliminación de espinillas y de los trastornos de la piel en general.

ORIGEN

Imagen relacionadaEl damasco fue denominado originariamente Prunus armeniaca porque los romanos lo introdujeron en Europa desde el lejano oriente vía Armenia. Es originario de las zonas templadas de Asia, Corea del Norte o Manchuria, aunque las primeras referencias sobre su cultivo se remontan al año 3000 a.C. en China. Actualmente se produce en países como Turquía, Suiza, Grecia, España, Francia, Estados Unidos, Sudáfrica y Nueva Zelanda. España es un importante productor, siendo la cuenca mediterránea donde se inició su cultivo.

VARIEDADES

Las variedades más cultivadas son:

  • Tilton
  • Dina
  • Castle Brite
  • Modesto
  • Patterson.

PROPIEDADES NUTRITIVAS

Resultado de imagen para damasco Información NutricionalComparado con otras frutas, su aporte energético es bastante bajo, dada su elevada cantidad de agua y modesto aporte de hidratos de carbono. Destaca por la abundancia de fibra, que mejora el tránsito intestinal, y su contenido en provitamina A (beta-caroteno), de acción antioxidante. Su contenido mineral no es menos importante, ya que es rico en elementos como el potasio y, en menor proporción, en magnesio y en calcio, este último de peor aprovechamiento que el que procede de los lácteos u otros alimentos que son buena fuente de dicho mineral. El beta-caroteno se transforma en vitamina A en nuestro organismo conforme éste lo necesita. Dicha vitamina es esencial para la visión, el buen estado de la piel, el cabello, las mucosas, los huesos y para el buen funcionamiento del sistema inmunológico, además de tener propiedades antioxidantes.

Información Nutricional

Diapositiva1

Propiedades para la Salud

Resultado de imagen para damasco beneficiosPor sus componentes nutritivos, se ha de fomentar su consumo en todas las edades: niños, jóvenes, adultos, deportistas, mujeres embarazadas o madres lactantes y personas mayores. El contenido de beta-caroteno o provitamina A de los damascos de acción antioxidante, les confiere su color anaranjado característico y les convierte en una fruta de consumo recomendado para reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, degenerativas y del cáncer. Así mismo, diversas sustancias del damasco además del beta-caroteno, se utilizan para tratar las afecciones de la piel.

Cómo elegirlos y conservarlos

Resultado de imagen para damasco frutaLos damascos son unas frutas muy delicadas, por lo que han de tratarse con gran cuidado y precaución. Un pequeño golpe con la uña o una presión fuerte con los dedos, le perjudica, lo mancha y da lugar a su rápida podredumbre. Está en su punto de sazón cuando, al presionar el fruto suavemente entre dos dedos, se aprecia una consistencia blanda. Los albaricoques se han de coger muy maduros para que tengan toda su finura y todo su aroma. Los recolectados antes de este punto no son dulces y sólo maduran un poco. Es recomendable evitar los que están arrugados. Ya maduros, se pueden guardar en el frigorífico en una bolsa de plástico agujereada.

CONSEJOS DE COCINA

Resultado de imagen para damasco frutaDado su exquisito dulzor y su perfumada fragancia, los damascos se consumen principalmente como fruta fresca bien maduros, pues si se consumen cuando todavía están verdes resultan indigestos. De esta última forma, verdes y algo duros, se pueden cocer para utilizar de relleno en tartas y en espumas, o bien encurtirse con vinagre y clavos para preparar un condimento excelente como acompañamiento del jamón o de carnes frías. Si son grandes y frescos, se pueden disponer sobre una pasta hojaldrada y confeccionar una tarta. También se pueden escalfar con azúcar y macerar en la misma proporción de brandy y almíbar.

En algunos lugares se suelen dejar secar sin hueso y se obtienen los conocidos «orejones», muy consumidos en nuestro país a partir de primeros del mes de septiembre y sobre todo en Navidad.

Deja un comentario